Archivos mensuales: octubre 2014

//octubre

La preocupación por la huella de carbono es algo que nos importa a todos

Llega un momento en el que no podemos permanecer herméticos y no escuchar lo que sucede a nuestro alrededor. La preocupación por el medio ambiente ha dejado de ser una preocupación de unos cuantos o un asunto que sólo importa a las autoridades y a las grandes empresas. Recientemente, se han publicado estudios prospectivos que hablan de un suceso que ya estamos enfrentando: el cambio climático. Este cambio se nos ha manifestado con climas más extremos: lluvias y fríos más intensos en invierno, veranos cambiantes con picos de tórridas temperaturas, épocas de sequía… de tal forma que el dejar de preocuparnos por nuestro propio impacto en el medio ambiente resulta no sólo inadecuado, sino irresponsable, en términos de presente y de futuro. A este impacto se le denomina comúnmente “huella de carbono personal”. Hablamos de huella como rastro, en una forma equivalente a decir “es una persona que ha dejado huella en quienes la conocieron”, sólo que en este caso estamos hablando de la marca que nuestras acciones cotidianas dejarán en el medio ambiente, por ejemplo, en el uso que le damos a nuestro automóvil (¿realmente cuando es necesario o somos de esas personas que conducen para ir a la farmacia que está a 200 metros de casa?), el uso racional o indiscriminado que hacemos del agua potable, las costumbres que tenemos respecto al uso de electricidad, etcétera. El hecho de qué la obtención del certificado energético de un edificio sea obligatoria de acuerdo a la legislación española no le quita mérito en cuanto a esfuerzo personal por reducir nuestro impacto negativo en el medio ambiente a lo largo de nuestra vida. Podemos trascender el trámite obligatorio y comprometernos a realizar las modificaciones necesarias para [...]

¿Es necesario desenchufar los aparatos electrónicos?

Quizá creas que cuando apagas un electrodoméstico o aparato eléctrico en general, ya no consume electricidad, pero no podrías estar más equivocado. Muchos electrodomésticos tienen en la actualidad un modo de espera ("stand by" en inglés) que les permite ser encendidos de nuevo de forma rápida, sin empezar, digamos, desde cero. Este tipo de electrodomésticos consumen electricidad cuando están aparentemente apagados. Algunos consumen más que otros. Es muy amplio el rango de electrodomésticos que usan esta forma de "en espera" y que por lo tanto consumen más electricidad, por ejemplo, una lavadora que sigue consumiendo electricidad cuando ya ha terminado su ciclo de lavado, o cualquier aparato que muestre una prueba de qué siempre está encendido: como el reloj en un microondas o en un horno eléctrico convencional. Cualquier aparato que tenga una "caja negra" que hace de intermediaria entre el electrodoméstico y la toma de corriente, y también cualquier dispositivo que tenga un control remoto. Afortunadamente, hay algunos equipos que no consumen electricidad cuando están en espera, y sólo consumen unos cuantos watts. La única forma de saber qué electrodomésticos consumen más electricidad es medir su consumo individualmente. La cantidad de energía eléctrica consumida por un electrodoméstico cuando está en el modo de espera puede variar significativamente, sin embargo, éste no es el problema, sino el efecto acumulado de todos los dispositivos que tenemos en nuestro hogar y que consumen electricidad sin que lo sepamos. Es fácil tener hasta 50 aparatos eléctricos de este tipo (suena exagerado, pero es verdad, tan sólo tienes que contarlos...). Si cada uno consume en torno a 4 euros anuales cuando está en espera, por 50 dispositivos serían ya 200 euros que estamos gastando por dispositivos que no estaban [...]

Certificado energético en trámite: evita sorpresas y multas

Por todos es bien sabido que, desde el 1 de junio de 2013, si quieres vender o alquilar una vivienda o local necesitas del certificado de eficiencia energética. Se necesita incluso antes de vender o alquilar puesto que si deseas anunciarlo, en el anuncio debe constar claramente la calificación energética del inmueble. En otras palabras, es obligatorio informar de cuánto consume energéticamente tu inmueble al futuro comprador o arrendador antes de qué éste se decida a formalizar contractualmente la operación de compra/venta o alquiler.  Esta información le ayudará a decidirse entre un inmueble u otro. Compara ofertas de certificados energéticos o pide varios presupuestos de certificación energética y valora los certificadores energéticos para ahorrarte tiempo y dinero. Además, deberás tener en cuenta que, según el programa informático utilizado por el técnico, la calificación energética final de tu inmueble podría variar una o dos letras. Es habitual encontrar, en los escaparates de inmobiliarias o en anuncios de diversos portales de internet, la frase: “Certificado energético en trámite”. Según la normativa actual, el hecho de no disponer de la etiqueta energética y no informar en el anuncio del inmueble es sancionable y se pueden aplicar multas que van desde los 1.001 Euros hasta 6.000 euros. Nuestra recomendación es que no esperes al último momento para pedir tu certificación energética y que la solicites cuanto antes para evitar sorpresas de última hora o que incluso te sancionen por incumplir la normativa vigente. Además, tienes que tener en cuenta que el certificado de eficiencia energética caduca a los 10 años, así que resulta algo absurdo demorar  un trámite que estarás obligado a realizar si deseas vender o alquilar tu vivienda o local en un futuro próximo.

Elementos de una vivienda eficiente energéticamente

Hay muchos elementos a considerar al diseñar y construir una casa que sea eficiente energéticamente, y puede ser un gran desafío más allá del certificado energético viviendas. Sin embargo, los más recientes avances tecnológicos en materiales y técnicas de construcción también permiten la implementación de las más modernas ideas respecto al ahorro y uso eficiente de la energía de una forma en qué se integran sin problemas con la casa incrementando a la vez la comodidad, salubridad y estética de la casa. Incluso a pesar de qué algunos elementos eficientes energéticamente son caros, hay otros que son accesibles a la mayoría de las personas que buscan construir su vivienda. A pesar de qué las opciones en cuanto a precios, diseño y estilo pueden variar, la mayoría de las viviendas que son eficientes energéticamente tienen ciertos elementos básicos en común: una construcción bien sellada térmicamente, ventilación controlada, tamaño adecuado, calefacción y ventilación altamente eficientes energéticamente, y finalmente, ventanas, puertas y electrodomésticos eficientes. El aislamiento térmico representa todo aquello en la casa que le sirve como escudo del exterior. Incluye las paredes, el tejado, el aislamiento térmico en sí, las ventanas, el calafateado y todo aquello que ayude a construir un "sobre" o cobertura térmica para la casa. Recordemos que en España, debido a los periodos difíciles en términos inmobiliarios y al boom de la eficiencia térmica debida a la obligatoriedad legal del certificado energético viviendas para pisos que se vendan o alquilen, ya se está generando un movimiento para construir pisos que al ser evaluados energéticamente obtengan una calificación incluso superior a la "A" de la etiqueta energética. Uno de estos modelos es la denominada "casa pasiva" (del alemán passivhaus), que hace referencia a un estándar [...]

Certificaciones energéticas: cambios en todos los sectores

En España contamos, de acuerdo a datos estadísticos que datan de hace cuatro años, con una vivienda y media en promedio, por familia. Ello es sin duda un excelente promedio habitacional, pero también habla de la dificultad que permea al mercado inmobiliario. En un mercado tan competido, contar con certificaciones energéticas que proporcionen una evaluación positiva es no sólo un requisito legal, sino una necesidad imperiosa si lo que deseamos es vender o alquilar un bien inmueble. Es por ello que al momento de buscar el certificado energético precio, no sólo estamos buscando economía, sino que estamos buscando a un profesional que evalúe auténticamente el piso y nos proporcione una auditoría energética que nos permita quizá realizar una inversión adicional que finalmente redundará en una venta o alquiler más veloz del bien que estamos empezando a mover en el mercado inmobiliario. Vemos entonces cómo la obligatoriedad del certificado energético modifica al menos dos áreas importantes de la economía española: por un lado hace más exigente y ayuda a movilizar y optimizar el mercado inmobiliario, y por otro, ofrece una nueva opción de carrera: la de certificador energético. Sabemos que como parte de la Unión Europea, debemos mantenernos a la vanguardia en cuestiones ecológicas. Es conocido que en toda la zona se prioriza, de forma legal, educativa y social el reciclado, el uso de energías limpias, renovables y todo aquello que implique reducir el impacto que como sociedad tenemos sobre el medio ambiente. Es en ese entorno que la legislación y normatividad, respecto a las certificaciones energéticas, se abre paso tanto en el marco europeo como en el marco legal individual de cada país. Vemos entonces cómo se constituye en una herramienta de competitividad en el [...]

¿Cómo consumimos energía en nuestro hogar?

Todos amamos nuestro hogar. Es el sitio donde se desarrolla la mayor parte de nuestra vida y en el que convivimos con nuestros seres más queridos. Es nuestro remanso de paz después de una jornada laboral, y generalmente es el sitio donde descansamos y nos llenamos de fuerzas para el siguiente día. Sin embargo, más allá de poseer un certificado energético vivienda, ¿reflexionamos sobre el uso intensivo de recursos energéticos que hacemos en nuestro hogar, en la gran cantidad de energía que se consume en un piso familiar? En un país desarrollado, como lo es España, y debido a su posición geográfica, mantener una casa promedio requiere de entre siete y doce mil kilowatts por hora. Esta cantidad puede variar en función de si hablamos de una casa independiente o unifamiliar, o de un piso en un edificio, de una casa más al norte o de una casa mediterránea, pero aun así, estamos hablando de una gran cantidad de energía. Ello se traduce también en un gran gasto económico: cerca de mil euros al año sólo en la energía que requiere nuestro hogar en funcionar. De acuerdo con algunos estudios, los ordenadores portátiles consumen alrededor de 50 Watts de energía, lo contrario de los 270 Wattss que consumen el CPU y el monitor de un ordenador de escritorio. Es por ello que muchos consumidores se deciden a utilizar ordenadores portátiles en lugar de ordenadores de escritorio. Aquellas personas que deciden economizar aún más en términos energéticos buscan aquellos ordenadores bien evaluados por Energy Star. En cuanto a los televisores, su eficiencia energética depende normalmente de su tamaño, aunque también de la tecnología que las respalda. Los televisores LED son los más eficientes en términos de [...]

Mejorar nuestra herencia ecológica para futuras generaciones

Como ya te hemos mencionado aquí en el blog de Certificadodeeficienciaenergetica.com, el contar con un certificado energético de edificios es sólo el primer paso en un camino que implica tomar todas las medidas que estén en nuestras manos para poder ayudar a proteger el ambiente para las generaciones futuras. Es importante que reflexionemos en torno a la importancia de la conservación y uso eficiente de la energía, puesto que existen numerosas razones por las cuales esta importancia es decisiva, desde economizar nuestros propios recursos hasta la protección del medio ambiente en general. La dependencia que nuestro mundo tiene frente al uso de los combustibles fósiles está creando un problema que afectará a las generaciones futuras. Es importante que la energía no sólo sea conservada, sino que también continúen las investigaciones científicas para encontrar formas más limpias, con mejores soluciones y alternativas para las generaciones futuras. Si hablamos del uso de combustibles fósiles en general pensamos en el automóvil y en el uso de coches, pero debemos ser conscientes de qué también se utilizan en cierta medida para la producción de la energía eléctrica, y esta última es omnipresente en nuestra vida actual, incluso si somos personas que van al trabajo en transporte público o hasta en bicicleta. Esta presencia continua y constante de la electricidad es lo que nos hace reflexionar de forma puntual en la importancia de conservar esta energía y usarla cada vez de forma más eficiente. Pensemos que la idea de conservar y usar eficientemente la electricidad significa sólo usarla cuando hace falta y evitar desperdiciarla. Ello implica hacer cosas sencillas, como por ejemplo apagar las luces cuando sales de una habitación, y cosas más complejas como remplazar los focos y los [...]