Si estas buscando precios para un certificado energético, seguramente, te debes haber topado con notables diferencias de precio en las distintas ofertas que aparecen en las páginas web o demás directorios, pero, ¿a qué se debe?…

Te explicaremos a detalles las razones de estas variaciones para que puedas elegir de manera correcta el certificador energético que requieres para emitir el solicitado documento.

arquitectura eficiente

 

Las diferencias de precio del certificado energético

En nuestro país, el precio del certificado energético no está regulado, es decir, no hay ninguna norma que obligue a establecer un precio por el certificado de eficiencia energética y, por ello, cada profesional puede solicitar el importe que considere justo por su trabajo.

En ese sentido, hay que resaltar que el precio del certificado energético depende de distintos factores y estos son los que determinan los honorarios del técnico.

Los principales aspectos que se consideran para establecer el precio del certificado energético son los siguientes:

  • Ubicación geográfica
  • Tipo de inmueble y tamaño
  • Complejidad del inmueble
  • Características arquitectónicas y constructivas
  • Nivel de experiencia del técnico
  • Demanda del mercado
  • Programa de certificación energética
  • Impuestos y tasas no incluidas
  • Otros costes asociados

¿Cómo influyen estos factores en el precio del certificado energético?

  • Ubicación geográfica

La ubicación geográfica puede ser el factor más influyente en el precio del certificado de eficiencia energética. La distancia entre el lugar de emisión del certificado y la residencia del certificador energético puede impactar notablemente en el precio.

La disparidad en los costes operativos, como la gasolina y el tiempo de desplazamiento del técnico, puede ser considerable según la distancia. Por ejemplo, realizar un certificado energético cerca del domicilio del certificador puede resultar considerablemente más económico que hacerlo a varias horas de distancia en coche desde su lugar habitual de trabajo

También, afecta el mercado local, debido a que en zonas donde hay una mayor concentración de certificadores energéticos que ofrecen servicios de certificación energética, habrá una mayor competencia y, si ocurre lo contrario, los honorarios serán más elevados.

A su vez, algunas comunidades autónomas tienen normativas o regulaciones específicas relacionadas con los certificados energéticos que hacen que los certificadores inviertan más tiempo o recursos para cumplir con los requisitos y estas acciones podrían reflejarse también en el precio final del servicio.

  • Tipo y tamaño del inmueble

Cuánto más grande y compleja sea la edificación se requiere mayor inversión de tiempo y recursos para efectuar la evaluación.

Lógicamente, la emisión de certificados energéticos para inmuebles más grandes o con características particulares será un servicio más costoso.

Cuando se hace alusión al tamaño del inmueble se refiere a la superficie total construida, es decir, la cantidad de metros cuadrados que tiene el edificio o la vivienda y este es un dato que debe comunicárselo al profesional al momento de solicitar la cotización.

Además, también es relevante el número de plantas y unidades porque los edificios con varias plantas o unidades requieren más tiempo de atención al momento de evaluarse que inmuebles sencillos como una vivienda pequeña.

Cada unidad o planta puede tener características únicas que afectan su eficiencia energética, lo que requiere un análisis más detallado.

  • Complejidad, características arquitectónicas y constructivas

La complejidad del diseño arquitectónico y las características constructivas del inmueble no solo influyen en su eficiencia energética, sino también en la dificultad de la labor del certificador.

Por ejemplo, edificios con diseños irregulares, techos inclinados o materiales de construcción poco convencionales pueden requerir una evaluación más detallada para determinar su eficiencia energética, en relación a aquellos inmuebles que son básicos o sencillos a nivel arquitectónico y estructural.

También puede darse la presencia de sistemas y equipos complejos, como sistemas de climatización centralizada, sistemas de energía solar o sistemas de gestión energética automatizados y, en ese caso, es posible que el técnico deba realizar una inspección minuciosa para evaluar su funcionamiento y eficiencia.

  • Experiencia y calificaciones del profesional

Los técnicos cualificados con más años de experiencia y formación cobran tarifas más altas por sus servicios para compensar su trayectoria. Es precisamente, esta experiencia la que los lleva a realizar evaluaciones más precisas y completas.

Como es de esperar, la calidad de la evaluación será elevada y con un alto porcentaje de estar ajustada fielmente a la realidad del inmueble evaluado.

Se debe considerar que un certificador energético con calificaciones adecuadas estará mejor equipado para realizar una evaluación precisa de la eficiencia energética del inmueble, en especial si son casos complejos.

Un certificador experimentado tendrá un conocimiento más profundo de los sistemas y componentes energéticos del edificio, por ello, suelen dar recomendaciones de mejoras muy efectivas en caso de requerirse.

También este tipo de profesional estará familiarizado con las normativas y regulaciones locales relacionadas del sector, aspecto fundamental que permite asegurar que el certificado cumpla con los requisitos legales y sea totalmente válido.

  • Demanda del mercado y su estacionalidad

En áreas con una alta demanda de certificados energéticos se genera una presión descendente sobre los precios, ya que los certificadores pueden ofrecer tarifas más competitivas para atraer a los clientes.

Si se da una escasez de certificadores energéticos o donde la oferta de servicios es limitada, es posible que los certificadores puedan cobrar tarifas más altas debido a la falta de competencia.

Cabe destacar, que, a su vez, la demanda del mercado puede variar estacionalmente, lo que puede influir directamente en los precios del certificado energético.

  • Programa de certificación energética utilizado

Hay diversos programas de certificación energética autorizados por Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) para la emisión de certificados de eficiencia energética.

Cada programa posee características particulares y el tiempo necesario para completar el proceso puede variar entre ellos. Además, no todos los certificadores energéticos cuentan con un conocimiento exhaustivo de todos los programas disponibles. Por lo general, tienden a especializarse en un programa específico.

  • Impuestos y tasas obligatorias

La práctica de la picaresca en España es común en diversos sectores, incluido el de la eficiencia energética. En este ámbito, algunos técnicos recurren a métodos poco éticos para atraer clientes ofreciendo precios que NO incluyen todos los elementos necesarios para obtener el certificado de eficiencia energética.

Por ejemplo, informan sobre precios SIN incluir el IVA (lo cual constituye una actividad denunciable ante el organismo de consumo correspondiente) y SIN mencionar las TASAS OBLIGATORIAS según la Comunidad Autónoma para registrar el certificado de eficiencia energética.

  • Servicios adicionales incluidos

Algunos proveedores de certificados energéticos pueden ofrecer servicios adicionales (elabaración del plano del inmueble, cédula de habitabilidad, licencia turística…) y esto puede dar paso a costes adicionales.

¿Cuánto puede costar un certificado energético? Rangos de precios

El precio depende mucho de la zona pero, en términos generales, el precio promedio puede oscilar entre 55 euros  y 300 euros  para viviendas más comunes (IVA y tasas obligatorias incluidas).

Cuando se trata de inmuebles más grandes o con características particulares, el precio puede ser mucho mayor y, en ese caso, es recomendable solicitar varios presupuestos y comparar antes de elegir el certificador energético.

 


Conclusiones

En resumen, el precio del certificado energético no es estático, sino que varía dependiendo del tipo de inmueble y sus particularidades, así como de la oferta y la demanda de certificados de eficiencia energética en una región específica. Además, el perfil y la experiencia del certificador energético también influyen en el coste final del servicio.

No olvidemos mencionar la astucia de ciertas empresas o certificadores energéticos que pueden ocultar costes adicionales, impuestos o tasas necesarias para la obtención del certificado de eficiencia energética. Por lo tanto, nuestra recomendación es siempre solicitar el precio final con todos los costes incluidos para poder realizar una comparación precisa entre diferentes ofertas de certificados energéticos.

¿Quieres un presupuesto para tu certificado de eficiencia energética? Contamos con distintos perfiles de certificadores energéticos calificados para que solicites presupuesto, compares y puedas tomar una buena decisión.