Avanzando hacia un futuro más eficiente y ecológico

escrito por SVN Ingeniería

La certificación energética de edificios existentes nace en España finalmente y después de un largo tiempo de maduración a través del Real Decreto D235/2013, de 5 de abril.

Este real decreto nos informa de qué a partir del 1 de junio de 2013 todos los pisos, viviendas, locales, oficinas que se vayan a vender o alquilar deben disponer de un certificado que califique si nivel de eficiencia energética con una letra que puede ir desde la A (máxima eficiencia) a la G.

Obviamente todos los cambios conllevan una cierta polémica: que si es una forma de sacar dinero, que no va a servir para nada... pero desde www.svningenieria.es creemos que la calificación energética de los edificios es un paso más hacia la convergencia con las pautas europeas en materia de ahorro energético e impulsión de las renovables.

Tanto es así que la Directiva 2009/28 ya establece criterios para todos los paises miembros a este respecto y son muchos los que ya nos llevan bastante ventaja al respecto: Dinamarca, Alemania, Francia, Holanda...

En estos países ya establecen ayudas para aquellas rehabilitaciones que cumplan mucho más allá de los requisitos mínimos nacionales.

Asmimismo estudian reducir el IVA para productos/servicios energéticos, energía sostenible y “premiar” la mayor eficiencia y también reducir el IVA para la emisión de los certificados (ya que se tratan de trabajos intensivos en mano de obra). Medidas que deberían incorporarse al marco normativo español.

El Real Decreto D235/2013, de 5 de abril no viene sino a impulsarnos hacia un futuro sostenible y se trata de mucho más que un simple certificado, ya que en su base se encuentra una declaración de intenciones en el impulso de: la rehabilitación energética, el fomento de las energías renovables, la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, la reducción de la dependencia energética de paises exteriores a la zona europea...En definitiva, hacia un horizonte más eficiente y ecológico.

 

Te gusta este artículo? Compártelo.