La estafa del certificado energético: calidad y precio

escrito por ARQUIEFICIENTE

La falta de información es el origen de toda estafa. Ésta es una obviedad que todos conocemos. En el actual contexto de crisis económica y dispersión banal de la información, los estafadores han encontrado el anzuelo perfecto: la publicidad del precio basura. Se trata de informar masivamente pero sólo del coste, un coste lo suficientemente bajo para que resulte despreciable al consumidor. Así se multiplican los servicios y productos gratuitos que un tercero paga a costa de explotar alguno de nuestros derechos (privacidad, seguridad, etc.) de forma habitualmente poco transparente, o campañas de prestación de servicios obligatorios y desconocidos a precios imposibles, que finalmente no tienen ninguna validez. Esto último es lo que muchos vienen haciendo con la certificación energética desde la aprobación hace un año de la nueva ley, y que por suerte para todos ya se está empezado a sancionar.

Si como consumidor te ves en la necesidad de contratar un certificado energético debes saber que ésta se ha convertido en una práctica muy habitual. Y que sólo se puede combatir mediante la información, ya que ni las plataformas online de certificadores, ni las asociaciones de técnicos, ni los colegios profesionales han sido dotados de herramientas legales capaces de combatirla.

A continuación podéis leer una conversación real vía mail con un cliente conocido, en la que ofrecemos unos consejos básicos para identificar la calidad mínima exigible en un servicio de certificación energética:

"Cliente - Buenas noches Miguel, te escribo para informarte que he recibido otro presupuesto, que es por un coste de 85 € iva incluido, y que evidentemente me tendré que decantar por este. Te agradezco nuevamente tu atención y tu tiempo. Un saludo

Técnico - Buenos días Luis. Si lo único que te importa es el coste inmediato, adelante. Te entiendo perfectamente. Espero que tú también entiendas que un trabajo especializado que debe constar como mínimo de: 2 horas de trabajo de campo (vivienda unifamiliar de 200m²), 8 horas de análisis técnico, elaboración de informe, y tramitación del registro administrativo, más los gastos de desplazamiento, y una responsabilidad civil de 10 años sobre la corrección y veracidad de lo firmado; no se puede realizar por 70€.

Pero sabiendo los honorarios que te van a cobrar, permíteme que te aconseje en una serie de aspectos:

Validez legal

Respecto a los requisitos técnicos mínimos que debe cumplir la certificación por ley:

  • Asegúrate de que realmente es un técnico legalmente competente para firmar certificados de eficiencia energética (ya se están sancionando casos de suplantación de identidad en la Comunidad de Madrid).
  • Asegúrate de que el técnico tiene intención de realizar una inspección presencial. Muchas empresas emiten, incluso publicitan (fíjate hasta donde llega su ignorancia), certificados telemáticos sin inspección. Es ilegal.
  • En la inspección el técnico debe medir todos y cada uno de los espacios interiores de la vivienda, incluso la altura. Vamos, casi como si te fuera a levantar un plano. 

Calidad: el valor inmobiliario

Respecto a la calidad del servicio, debes saber que el programa informático oficial que emite la calificación energética es capaz de generar certificados energéticos por defecto con calificaciones bajísimas. Es decir, que si el técnico no investiga e introduce las variables que realmente muestra tu vivienda, el programa asumirá valores por defecto de baja eficiencia, y por tanto emitirá una calificación mucho más baja de la que realmente mereces. Posiblemente en una situación de crisis como la actual, y de absoluta desinformación sobre lo que la certificación energética significa, te de igual obtener la peor de las calificaciones. Lo entiendo. Pero ten en cuenta que el mercado inmobiliario penalizará el elevado coste energético de tu vivienda durante los próximos 10 años que tiene de validez el certificado. De hecho ya ha empezado a hacerlo: ayer en una jornada técnica, un vocal del Colegio de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Madrid afirmaba que en dicha comunidad autónoma se estima que la calificación energética ya está impactando los precios entre un 10 y 15%.

La información, que debería de haber ofrecido la Administración Pública, es necesaria para que los clientes no se sientan estafados por unos honorarios justos. Después de esta explicación espero que tú no sientas eso.

Un saludo. A tu disposición."

Miguel Bernabeu Alted _ arquitecto

Te gusta este artículo? Compártelo.